Destacan la labor de la Fiscalía Federal de Orán

La fiscalía llevó adelante 60 causas, la mayoría por narcotráfico. Se trata de un importante avance a partir de la implementación del sistema acusatorio.
<a href="https://salta4400.com/sociedad/2019/09/02/destacan-la-labor-de-la-fiscalia-federal-de-oran/" rel="bookmark"><time class="entry-date published updated" datetime="2019-09-02T12:10:43-03:00">septiembre 2, 2019</time></a>

En todos los casos intervino la Unidad Fiscal Descentralizada de Orán. Durante el primer turno bajo el sistema acusatorio, se logró la condena de seis personas por transporte de estupefacientes. Asimismo, se informó que la fiscalía, a cargo del fiscal federal José Luis Bruno, intervino en julio en 60 causas que tramitaron bajo el nuevo Código Procesal Penal Federal.

De esas causas, cinco fueron por narcotráfico y se resolvieron a través de juicios abreviados. Las penas fueron de entre cuatro y cuatro años y medio de prisión. Por otra parte, se informó que en cinco juicios abreviados, celebrados en el marco del nuevo Código Procesal Penal Federal, se condenó a seis personas a penas de entre de cuatro y cuatro años y seis meses de prisión por el delito de transporte de estupefacientes.

El primero de los hechos tuvo lugar pasada la medianoche del 4 de julio, “cuando personal del Escuadrón 52 “Tartagal” de la Gendamería Nacional efectuó un control de rutina, en el cruce de las rutas nacionales N°34 y N°81, a un ómnibus de la empresa “La Veloz del Norte”. Al revisar la bodega con un perro antinarcóticos, los gendarmes advirtieron que uno de los paquetes tenía estupefaciente: contenían 5,190 kilogramos de cocaína, con una concentración entre el 14,28 y el 35,68% del máximo de pureza.”

Otros dos casos, en tanto, se iniciaron “el 19 de julio. En el primero de ellos, la División Policía Rural y Ambiental de Tartagal efectuaba un control vehicular en el camino vecinal de Finca Lote, cuando observó un Fiat Uno, en el que viajaban Alejandro Domínguez y Diego Verón, que se detenía antes del control, que bajaba uno de los hombres y que arrojaba una bolsa de arpillera al costado del camino.”.

El otro hecho ocurrió en la noche de esa jornada, cuando “el Escuadrón 52 “Tartagal” detuvo un remís en la intersección de las rutas N°34 y N°81, en el que viajaba una mujer excesivamente abrigada para la época del año. Al ser requisada le encontraron cuatro paquetes adosados a ambos lado de la cintura y en la espalda, en cuyo interior había 2,115 kilogramos de pasta base. La fiscalía le imputó el delito de transporte de estupefacientes y solicitó una condena de cuatro años de prisión que fue homologada por el juez de garantías.”.

El cuarto episodio fue el 20 de julio a las 11.30: el Escuadrón 61 “Salvador Mazza” de la Gendarmería Nacional efectuaba un control de prevención a la altura del kilómetro 1482 de la Ruta Nacional N°34 y detuvo otro remís con cuatro mujeres y el conductor. Ante el control, la pasajera Karen Jorgelina Coronel se mostró nerviosa y al revisar la mochila que llevaba le hallaron 2,3 kilogramos de cocaína en una concentración de entre el 68,99% y el 72,05% de pureza.

El último caso de narcotráfico investigado por la fiscalía durante el turno ocurrió en la noche del 22 de julio. En dicha oportunidad el Escuadrón 61 de Gendarmería detuvo un micro de la empresa Fénix para un control. Tras descender todos los pasajeros, los gendarmes subieron al vehículo con un perro detector de drogas y advirtieron que una mujer portaba 98 cápsulas de cocaína