SOCIEDAD

“Juana Manso”: el nuevo programa de conectividad que reemplazará a “Conectar Igualdad”

SALTA (Redacción) – La conectividad fue el remedio de la humanidad en torno a la pandemia por Coronavirus. La tecnología ha resultado la mejor aliada mientras nos quedamos en casa. De hecho, fue la única alternativa para permanecer conectados, encontrándonos a través de la pantalla. En este marco, Gonzalo Quilodrán, director del ENACOM, habló sobre las medidas que se están implementando para garantizar el acceso a internet y servicios de comunicación.

Como consigna el DDN, el director del Ente Nacional de Comunicaciones, recordó que el decreto 311 de presidencia establece que los servicios de telefonía fija, móvil, servicios de internet y la televisión paga, decir por cable y satelital, son servicios esenciales. En este sentido, anunció el lanzamiento del programa Juana Manso, el cual parte de Conectar Igualdad pero que incluirá una mayor planificación de conectividad.

 “Estamos trabajando en el lanzamiento del programa Juana Manso, que es un programa que es un poco más abarcativo que el anterior. En este programa nosotros somos parte, junto al Ministerio de Educación de la Nación, junto a otros organismos nacionales, que no sólo incluye la entrega de dispositivos sino el despliegue inteligente de conectividad en toda la Argentina”, anunció el funcionario.

Más beneficios para los usuarios

En una entrevista brindada a Radio Nacional,  Quilodrán recordó los beneficios vigentes para los sectores más vulnerables en medio de la crisis mundial. Por ejemplo, el servicio de no corte. Éste último, recordó que alcanza a aquellas beneficiarias de AUH, asignación por embarazo, jubilados, jubiladas y pensionados cuyos ingresos no superen dos veces el salario mínimo, vital y móvil ($30.000).

TE PUEDE INTERESAR:   Tras la aprobación de la nueva ley de alquileres, los precios están por las nubes

También incluye a  quienes cobren seguro de desempleo, personas electrodependientes y a quienes estén registrados en las categorías más bajas de monotributo (monotributo social y categorías A y B). A su vez, entraron en el régimen las empresas cooperativas y las recuperadas por los trabajadores.  Además, expuso que al extenderse la cuarentena quienes se encuentran en las categorías C y D del monotributo también fueron alcanzados. A su vez, las asociaciones civiles como clubes de barrio, centros culturales, sociedades de fomento, centros de jubilados, también adhirieron.

Asimismo, apuntó al congelamiento de precios vigentes desde el 1 de mayo hasta el 31 de agosto. Sin embargo, dejó entrever que se esperan otras acciones en torno a esta situación que interpela a muchas familias. “Seguimos trabajando con las empresas que brindan estos servicios porque hay muchos sectores de la sociedad a los que, independiente se les congele el plan que hoy tienen, se les hace muy difícil sostenerlo”, admitió.

Comunicaciones intermitentes: la materia pendiente

Consultado acerca de la red de internet que caracteriza al país, el mismo manifestó que “funcionó bastante bien”. “Nosotros lo que hicimos fue llamar al uso responsable de los datos, trabajar conjuntamente con las empresas de tráfico mayoristas y trabajar con los grandes generadores de contenidos audiovisuales. Todo ese esfuerzo dio muy buen resultado”, analizó.

TE PUEDE INTERESAR:   Autoridades brindarán datos urgentes sobre la situación epidemiológica en la Provincia de Salta

En este marco, las cifras hablan por sí solas. Precisamente, el consumo de la red aumentó un 30% en términos generales. Mientras que en las grandes ciudades aumentó un 20%, en las provincias aumentó un 40 %. “En las provincias los que terminan prestando el servicio son pequeñas pymes, cooperativas de telecomunicaciones”, explicó Quilodrán, haciendo alusión a algunos problemas en la red que pudieron registrarse y a la capacidad de sostén de la red local.

“Lo que sí quedó claro es que falta una enorme inversión en materia de infraestructura comunicacional”, concluyó.

Comenta con Facebook
Etiquetas
Botón volver arriba
Cerrar