POLÍTICA

Comunidad wichí: «Lloramos a las autoridades que den lugar a nuestros pedidos»

SALTA (Redacción) – La pandemia por coronavirus afectó de manera directa a la comunidad wichí de Santa Victora del Este. Esto los llevó a pedir ayuda ante las autoridades gubernamentales para poder superar la crisis económica y sanitaria por la que atraviesan actualmente. Sin embargo, hasta el momento no obtuvieron respuestas por parte del Gobierno. Ante esta situación, decidieron tomar la Municipalidad y ya llevan cuatro días con esta medida de lucha.

Abel Mendoza, referente de la comunidad, en diálogo exclusivo con Salta 4400, comentó que decidieron llevar a cabo esta acción porque hasta el día de hoy no reciben respuestas. «Anteriormente estuvimos apostados en la ruta 54 a la entrada del pueblo, porque nunca tuvimos un dialogo con nadie para hacer escuchar nuestros pedidos», explicó. A su vez, sostuvo que las autoridades los están discriminando y hacen oídos sordos a sus pedidos.

«Las propias autoridades nos están discriminando como verdaderos habitantes de las tierras. Estamos preocupados porque en cualquier momento infantería va a largar una orden de desalojo sin ver alguna respuesta por parte del Gobierno provincial«, declaró. Según explicó el representante de la comunidad wichí, tienen tres grandes problemas: hambre, poca atención sanitaria por el Covid – 19 y escasez de agua.

Crítica situación de la comunidad y un Estado ausente

La situación por la que atraviesan los miembros de la comunidad en San Victoria del Este es preocupante. Sin embargo, señalaron que el gobierno de Gustavo Sáenz no se presentó, ni tomó cartas en el asunto en ningún momento. Ante eso, aseguraron que continuarán con las medidas de lucha hasta que que el gobernador reconozca los derechos que tienen ellos como pueblos originarios.

TE PUEDE INTERESAR:   Laura Cartuccia reclamó que el PJ de Salta le otorgue "mayor participación a las mujeres"

«Hoy estamos padeciendo apostados, hambrientos y me duele. Vamos a seguir en pie, vamos a continuar las protestas y si tenemos que derramar sangre y morir, lo vamos a hacer», aseveró Abel Mendoza. Para finalizar, declaró que necesitan ayuda de forma urgente, ya que muchos niños siguen muriendo a causa del abandono por parte del Estado. «Nuestros niños siguen muriendo, nos están matando, esto es un genocidio», concluyó.

Comenta con Facebook
Etiquetas
Botón volver arriba
Cerrar