Esta es la razón por la que Emilia Clarke ya no se toma fotos con sus fanáticos

Fuente: Getty Images

Mirá lo que dijo la actriz
<a href="https://salta4400.com/celebrities/2019/12/21/esta-es-la-razon-por-la-que-emilia-clarke-ya-no-se-toma-fotos-con-sus-fanaticos/" rel="bookmark"><time class="entry-date published" datetime="2019-12-21T08:55:30-03:00">diciembre 21, 2019</time><time class="updated" datetime="2019-12-21T08:55:31-03:00">diciembre 21, 2019</time></a>

Emilia Clarke es la última celebridad en sumarse al club de las “no selfies” que preside Emma Watson, una de las primeras estrellas de un fenómeno mundial que informó a sus fans a través de sus entrevistas que no merecía la pena que se molestaran en pedirle una foto si se la encontraban en la calle porque ella se negaría amablemente por su propia seguridad.

En el caso de la exprotagonista de Game of Thrones, ella tomó la decisión tras enfrentarse a varias experiencias desagradables en las que un supuesto admirador no respetó su espacio personal. “Recuerdo que una vez estaba recorriendo un aeropuerto y empecé a sufrir un ataque de pánico por puro cansancio. Estaba llorando a lágrima viva y de repente un tipo se me acercó diciendo que nos sacáramos un selfie. Y yo no paraba de decir que lo sentía, pero que no podía respirar”, recordó la actriz en una reciente entrevista.

“Fueron momentos como ese, en los que no sabía qué hacer”, agregó Clarke. Sin embargo, la intérprete siempre se muestra dispuesta a firmarle un autógrafo a cualquiera que se lo pida porque considera que esa interacción más humana les ofrece a ambos la oportunidad de mantener una breve conversación que resulta más satisfactoria que una simple selfie.

La estrella recientemente reflexionó sobre su larga recuperación después de sufrir no solo uno sino dos aneurismas cerebrales. La actriz de 33 años de “Game of Thrones” dijo en su entrevista con la revista Wonderland que estuvo luchando por su vida, pero estaba aún más asustada de que alguien la reconociera y la expusiera en su enfermedad antes de estar lista para compartirla con el mundo.

‘Con el segundo aneurisma, perdí las esperanzas; perdí el optimismo. Esa es una mala suerte”, admitió haber luchado contra el mismo diagnóstico dos veces. Clarke tuvo que someterse a dos cirugías en el transcurso de ocho años. “Pero allí estaba en un maldito hospital con drenajes saliendo de mi cabeza, completamente hinchada, llena de todas las drogas que te dan, y todo lo que podía pensar era: ‘Por favor, no me reconozcas, por favor no me reconozcan, por favor no me reconozcan’”, confesó Clarke, y agregó que fue el momento más vulnerable de la vida.