Kim Kardashian ganó casi dos millones de euros en unos minutos con su último proyecto

Como te contamos en SALTA4400, Kim Kardashian West ha decidido un nuevo nombre para su línea de fajas. El pasado lunes, la estrella de 38 años reveló que su último negocio sera llamado SKIMS Solutionwear. Kim inicialmente nombró a su nueva línea de fajas Kimono, pero decidió cambiarle el nombre después de que fue acusada de apropiación cultural. La celebridad de televisión también compartió que que su nueva línea sera lanzada el 10 de septiembre y estará disponible en tamaños que van desde XXS a 5XL.

«Mis admiradores y seguidores son una gran inspiración para mí. Siempre escucho sus comentarios y opiniones, y estoy muy agradecida de que hayan compartido sus ideas para esta nueva marca», escribió Kim en una publicación hecha en su cuenta de Twitter. «Después de mucho pensarlo y considerarlo, me complace anunciar el lanzamiento de SKIMS Solutionwear ™». En julio, Kim admitió que debió haber pensado con mayor profundidad el nombre de su marcha antes nombrar a su línea Kimono.

Según señalaron las fuentes, algunos seguidores estuvieron particularmente molestos después de que la marca fuera registrada bajo el nombre Kimono, el cual es el nombre de una túnica japonesa tradicional. Su elección inicial del nombre también inspiró el hashtag #KimOhNo en Twitter. Muchos usuarios escribieron a Kim para expresarle que su cultura no era un «juguete» ni un «generador de marca». Otros compartieron fotos de sí mismos usando kimonos tradicionales como una forma de explicar el significado de la prenda para la cultura japonesa.

«Obviamente uno pensaría que lo habríamos pensado con más detalle», dijo la celebridad a la revista WSJ. «Soy la primera persona en decir, OK, por supuesto, no puedo creer que no hayamos pensado en esto. Obviamente tuve intenciones realmente inocentes. Pero, escuchemos. Y quiero escuchar realmente. Y quiero realmente asimilarlo todo. Me encanta Japón», continuó diciendo. «Mi esposo estuvo en Japón cuando todo esto estaba sucediendo. Es un lugar al que amamos. Tengo mucho respeto».

Kim señaló que, en última instancia, renombrar su línea de fajas era lo correcto. «Sin embargo, me doy cuenta de que podría haber más ojos sobre mí y sobre mi marca», señaló. «Y entonces tengo que realmente aprender y crecer… tengo que darme cuenta de que tal vez hay una exigencia diferente. ¿Me siento sujeta a una mayor exigencia? Me haré responsable de eso y lo haré de la forma correcta». Kim Kardashian-West fue sincera sobre su experiencia con la fama y la fortuna durante una entrevista con su esposo, Kanye West.

Pero toda esa polémica quedó atrás. Ayer fue el día para que las ventas online comenzaran y la respuesta fue todo un éxito. Uno más para añadir en la lista de la socialité, que ya había triunfado con su línea de maquillaje que el año pasado le reportó ingresos superiores a 100 millones de dólares y el día de su lanzamiento agotó todos los productos en tres horas. Según el sitio especializado TMZ, la inauguración de Skims fue todo un éxito, ya que logró en apenas unos minutos dos millones de dólares en ventas.

La misma Kim publicó ayer en sus historias de Instagram varios videos explicando que el lanzamiento se iba a atrasar algunas horas debido a la cantidad de visitas que estaba recibiendo el sitio web, colapsándolo. De hecho antes de la hora estipulada de venta, ya había una gran cantidad de usuarios intentando comprar los productos, cuyos precios varían entre los 23 y 100 euros. Una gran estrategia de marketing es que sea la propia Kim quien modele todas las fajas, junto con todas sus hermanas y algunas modelos.