Connect with us

Hola, ¿Qué estás buscando?

Salta 4400
wichi
Abel Mendoza presidente de la UACOP y cacique wichi

SOCIEDAD

«El Gobierno nos mintió”, denunció un cacique wichi que fue amenazado por la Policía de Salta

El dirigente de las comunidades originarias lamentó la desidia del Gobernador Sáenz y describió cómo lo interrogó la Policía.

SALTA (Redacción) – El presidente de la Unión Autónoma de Comunidades Originarias del Pilcomayo (UACOP) y cacique wichi, Abel Mendoza, dialogó con Salta 4400 y denunció la desidia del Gobierno de la Provincia. «Hoy estamos peor que antes que la marcha histórica», describió y lamentó la postura de la administración de Gustavo Sáenz: «Nos mintió». Por otra parte, relató el episodio de amenaza que sufrió por parte de la Policía antes de navidad.

En primer lugar, el titular de la UACOP contó que el pasado 23 de diciembre sufrió una agresión por parte de la fuerza de seguridad. «El miércoles cerca de las 11.15 de la mañana se han presentado tres policías. Estaba el comisario que es Diego Nieva acompañado con uno de sus ayudantes y el chofer», detalló. Luego, el cacique de Santa Victoria Este reveló: «Han entrado a mi comunidad buscándome como presidente de la UACOM. Para hacer una detención e interrogarme».

«Me preguntaron si yo podría hacer una marcha o una protesta. Me fueron a buscar como uno de los iniciadores de la marcha que tuvimos el 16 de noviembre», relató el cacique wichi. «Esto fue dentro de mi comunidad, quisieron llevarme a la comisaria preso sin ningún motivo. Yo pedí que me mostraran el pedido de detención», detalló. Allí remarcó que todo pasó: «En un territorio indígena».

«Es una persecución política»»

En el mismo sentido, denunció: «La ley provincial, articulo 15, dice que cualquier persona ajena debería pedir permiso para entrar. O hacer cualquier tipo de trabajo o lo que fuese». «Para nosotros lo que pasó fue una violencia contra nuestro territorio, una violación de derechos», denunció Mendoza. «Ellos, por más que tengan alguna orden de allanamiento, ellos no pueden entrar sin ningún papel», agregó.

Sobre el insólito episodio señaló: «Yo aún no puedo saber qué es lo que ellos quisieron hacer conmigo. Yo hasta ahora estoy pensando y culpo al gobierno, que esto es una persecución política». Allí se le preguntó si aparte de las preguntas hubo otro tipo de violencia. «Lo que pasó es que me han querido llevar. Cuando han aparecido habitantes de mi comunidad, ellos pararon, dejaron de querer llevarme», reveló el cacique.

«Lo que pedimos es agua, alimento, viviendas, y el gobierno busca callarnos»

Por esta razón expresó su temor de salir de la comunidad y ser detenido. «Sí, por ahí me da miedo, porque sufro una persecución. Y en cualquier momento me pueden llevar preso o hacer una causa. Esta no es la primera vez, a otros hermanos ya le habían inventado una causa porque somos los que gritamos, pedimos. Nosotros lo que pedimos es agua, alimento, viviendas, y el gobierno busca callarnos, utilizar de esa forma de crear cargos a los dirigentes. Ya tenemos dirigentes perseguidos y presos».

«Nosotros hicimos la denuncia en DDHH para que haya una justicia. Para que esto se vea, quien fue el que ordenó al jefe que fue tan prepotente a mi comunidad», indicó el cacique. «Ellos no velan por la seguridad, sino por la persecución a dirigentes», apuntó y luego castigó: «El gobierno busca lo que nosotros hacemos, que es pelear por los derechos indígenas».

Sobre la marcha histórica y las falsas promesas de Sáenz

«Nos hemos reunido con gente de gobernación, presentamos todo el petitorio. Y de acuerdo a eso, para el 16 de diciembre, hubo un acuerdo. Ese día tenía que llegar la gente del gobierno a Santa Victoria para poder reunirnos y concretar la mesa de dialogo histórico», indicó sobre lo que había generado la Marcha Histórica. Sin embargo, lamentó: «Cuando llegó la fecha estuvimos presentes y nos damos que la organización OFC, familias criollas, eran los que estaban a cargo de direccionar cuales son los representantes que iban a dar uso a su palabra».

«Era algo inesperado, porque nosotros no pudimos participar y directamente se habló de lote 5514 y de los criollos que estaban por mudanza en el lote 14. Y no se habló de otras necesidades y no nos dieron la palabra», describió Mendoza. «No encontramos el acuerdo que hicimos en gobernación. La estrategia el gobierno era de desvalorizar y desviar todo lo que es la mesa de diálogo cultural. Para nosotros fue un fracaso por parte del gobierno, fue una mentira, fue algo planeado», castigó.

«El 3 de enero vamos a convocar una asamblea y vamos a hacer una segunda marcha histórica por incumplimiento por parte del gobierno», anunció. Finalmente el cacique señaló: «Vamos a tener dos reuniones, una en Santa Victoria y otra en Embarcación. Y ahí vamos a definir cuándo vamos a hacer la marcha. Aquí tenemos hermanos que no están tomando agua, no tienen agua, hospitales vacíos, estamos en la misma o peor que antes».

Síguenos en Facebook

Síguenos en Twitter

Todos los derechos reservados - © 2020 - Salta4400.com - Salta, Argentina